miércoles, 21 de septiembre de 2016

Pintura termo aislante

Cuando se habla de humedad son palabras que pronuncian muchas personas que piden cierto tipo de información sobre este tipo de problemas en pinturas por incomodidad, este tipo de problema habitual que se presentan en pisos de casas antiguas pero también pueden aparecer incluso en obras nuevas.

Primero se debe saber que no existe un correcto aislamiento y el frio del exterior se transmite a las paredes interiores. Debido a las calefacciones, lógicamente la temperatura interior de la habitación más elevada que la del exterior y en dichas paredes frías o mal aisladas se produce un efecto de condensación y por lo tanto humedad, lo que provoca unas molestas manchas negras. Este tipo de problema se agrava si en la pared mal aislada tenemos un armario ya que la humedad de la pared termina deteriorándose y el armario incluso termina maltratando la ropa que se encuentra en él.

La solución sencilla es aumentar la temperatura de la pared fría para que se reduzca la condensación en la pared, este tipo de pintura es una que posee base agua y lleva entre otras cosas unas esferas de vidrio huecas muy pequeñas que hacen una especie de cámara de aire que ayuda a detener el frio de la pared.

Este tipo de pintura se aplica como cualquier otro tipo, podemos utilizar un rodillo o brocha, y hay que aplicar una capa generosa en tres o cuatro manos para que el producto vaya secando correctamente. A mayor capa, mas esferitas dejamos en la pared y por lo tanto mayor aislamiento.


Se es recomendable un mínimo de 0.5- 1 kilo de por metro cuadrado de pared. Previamente al principio del pintado para eliminar las manchas negras del moho se recomienda primero una limpieza con lejía o algún tipo de producto desinfectante para la eliminación completa de ésta.